Cirugía

Las intervenciones quirúrgicas son una de las causas principales de cicatrices de gran tamaño. Estas intervenciones suelen ser médicamente necesarias y, por lo tanto, no es posible evitarlas, pero pueden dejar tras de sí cicatrices muy visibles. Por este motivo, es importante que la cicatriz reciba el mismo tratamiento profesional que la causa de la propia intervención quirúrgica.

Entre las intervenciones quirúrgicas más frecuentes se encuentran las cesáreas, así como las de articulaciones y órganos internos. Suelen ser intervenciones programadas, por lo que los pacientes habrán tenido la oportunidad de prepararse bien tanto para la cirugía como para los cuidados posteriores.

La mayoría de las intervenciones quirúrgicas suponen la realización de incisiones profundas y lisas que, después, se suturan limpiamente. En los tejidos sanos, una herida de este tipo cicatriza de forma fácil y rápida. Sin embargo, se formará una cicatriz aunque la cicatrización evolucione con fluidez.

Solo hay que aplicar tres medidas para favorecer una buena cicatrización:

1. Evitar largos baños y, en su lugar, ducharse durante las primeras semanas después de la cirugía.

2. No exponer la cicatriz a sol intenso de forma prolongada durante un periodo de 6 a 9 meses.

3. Cuidar bien la cicatriz entre 3 y 6 meses al menos; p. ej., con un gel para cicatrices. De este modo, se favorece la formación cicatrizal y se garantiza que la cicatriz será apenas visible, elástica y lisa.

Buscar

Las tres fases de la formación de las cicatrices

Consulte cómo funciona Mederma

Una historia de Mederma en la vida real




Merz [Logo]

Mederma

URL: http://www.mederma-world.com/es/service/scar_glossary/surgery/index.jsp
Stand: 24-Oct-2017, 11:34 AM
© 2017 Merz Pharmaceuticals.